Relato Continuado

Foro dedicado a la literatura y los concursos relacionados

Relato Continuado

Notapor Sir » Lun, 15 Nov 2010, 01:04

Bienvenidos al Relato Continuado! El objetivo de este topic es crear una historia conjunta, dónde cualquiera puede escribir lo que ocurrirá en ella. Para ello solo hay las siguientes normas:

* Mantener la coherencia con el texto escrito anteriormente por los distintos usuarios. El objetivo es escribir un relato conjunto, no destrozar el trabajo de otros. Es decir, los giros argumentales son bienvenidos pues siempre dan apertura literaria. Los sinsentidos y el destrozar la historia porque sí no.

* No hay límite de escritura por usuario. Es decir, se puede añadir tan solo una frase, una sentencia, un dialogo, un parrafo o un conjunto de ellos, indiferentemente de que queráis escribir 5 líneas o 100. Dar rienda suelta a vuestra imaginación. No es necesario hacer un quote de los textos anteriores, simplemente continuar.

* Ningún usuario puede volver a escribir en el relato continuado si después de su última intervención no han escrito al menos otros dos usuarios más. El objetivo de esto es añadir diversidad.


Dicho esto, quién se apunta a crear una historia? Comenzamos en el siguiente post. Cualquiera es bienvenido para crear un topic de comentarios OUT sobre este relato si así lo desea o lo cree conveniente, mejor mantener este topic únicamente para la historia en sí, sin off-topics.

No le he puesto título a la historia por estar pendiente de escribir pero son bienvenidas sugerencias si queréis. La ambientación, inicial, en un tren es una propuesta de Medusa ^^
Dirigiendo: Wild Talents, Piratas!/Aquelarre, Delta Green
Jugando: L5R, Far West, Mechwarrior, Star Wars, Cyberpunk
ReV: Reinos de Hierro, Cthulhu, Vampiro oWoD
Avatar de Usuario
Sir
Matusalén
 
Mensajes: 453
Registrado: Dom, 17 Oct 2010, 22:55
Ubicación: Oz

Re: Relato Continuado

Notapor Sir » Lun, 15 Nov 2010, 01:05

Abrí los ojos y la luz devolvió consistencia a mi realidad: nublado. Todo estaba nublado.

Estaba cansado y ligeramente somnoliento, debía ser el vino que aún pesaba en mi cabeza. Confundido, me levanté de la lujosa butaca y trastabillé, aún haciendome al ritmo del tren en movimiento. Me tuve que apoyar con una mano en la mesa mientras recuperaba fuerza en mis piernas para poder volver a ser yo. Mis piernas se habían dormido y mi cabeza me respondía lentamente, sin querer hacerse al lugar. Estelas y chispas surcaban por mi mirada, como cuando intentas percibir tu alrededor con los ojos cerrados.

Observé a mi alrededor y recordé dónde estaba: el tren más lujoso de la época, donde todo estaba a tu disposición. El vagón restaurante se encontraba vacío y apenas había iluminación en él, tan solo la débil luz de la mesilla en la que me quedé dormido se mantenía encendida: probablemente el camarero, ese hombre políglota que hablaba francés mejor que yo a pesar de ser él el extranjero, la dejaría encendida para cuando me despertara. El traqueteo del movimiento, el ruido de la locomotora y el olor a alcohol inundaba mis sentidos. Las cortinas se mantenían echadas y el ambiente respiraba silencio. ¿Tan tarde era?

Girandome sobre mi mismo estudié la zona y entonces hallé el origen de todos mis males, al menos los de esta noche. Una antigua botella, a juzgar por su aspecto, de oscuro cristal verde ahumado rodaba por el suelo y rezumaba restos de licor, habiendo impregnado la alfombra y mucho más de ese pesado olor a destileria que tantas nauseas me estaba provocando. Mi copa, una copa de Borgoña fabricada en un caro cristal de Bohemia, yacia rota a mis pies. "Probablemente la tirara al dormirme en mi asiento" pensé.

¿Y de dónde demonios había salido ese exquisito vino? Ah, ya recuerdo. El camarero me la trajo. Regalo del pasajero, ¿o pasajera?, del último vagón. Ese excéntrico millonario que se había permitido el lujo de alquilar todo un coche para él.

"El mejor vino de la comarca" dijo el camarero, "el vino de sus sueños" anunció.
Dirigiendo: Wild Talents, Piratas!/Aquelarre, Delta Green
Jugando: L5R, Far West, Mechwarrior, Star Wars, Cyberpunk
ReV: Reinos de Hierro, Cthulhu, Vampiro oWoD
Avatar de Usuario
Sir
Matusalén
 
Mensajes: 453
Registrado: Dom, 17 Oct 2010, 22:55
Ubicación: Oz

Re: Relato Continuado

Notapor Lucie » Lun, 15 Nov 2010, 01:23

Al recordar aquel detalle sentí mis rodillas flaquear, mientras notaba como mi corazón empezaba a bombear sangre con una presteza inusitada. No podía ser… Y si…

Como empujado por un resorte, fui a buscar mis maletas para revisar su contenido.¡No podía faltar! ¡No me lo podían haber robado!
Imagen
Avatar de Usuario
Lucie
Antediluviano
 
Mensajes: 736
Registrado: Jue, 07 Oct 2010, 20:27
Ubicación: El Norte

Re: Relato Continuado

Notapor reshpu » Lun, 15 Nov 2010, 04:50

Corrí lo más rápido que pude hacia el vagón donde tenía mi camarote, abriendo y cerrando puertas de golpe, y con un evidente tambaleo producido por el sopor del vino, que todavía me afectaba. Me hallé en un corto tiempo en el pasillo al final del cual estaba la puerta que buscaba, pero un movimiento en la puerta adyacente me detuvo. Un rostro femenino se asomó, y me clavó una mirada inexpresiva. Sus ojos se movieron de arriba a abajo abarcando mi figura.

- Por fin llegas. Ya me estaba aburriendo.

Salió totalmente del camarote. Ante mí tenía a una hermosa mujer, alta, delgada, con un largo cabello negro brillante que enmarcaba un rostro ovalado. Llevaba un vestido granate de tela opaca que le llegaba hasta las rodillas, abierto en el cuello, con un escote recatado. No muy lujoso ni revelador, pero lo suficientemente apretado como para evidenciar sus perfectas formas. Tenía un maquillaje un tanto cargado para mi gusto, pero no era vulgar. Quizás, el toque justo como para realzar su belleza sin llamar demasiado la atención. Su voz me sonó firme, aunque de tono bajo, y por lo que escuché después, su timbre constantemente parecía sarcástico.

La miré un tanto confundido.

- Disculpe, ¿la conozco?

Ella puso un gesto rígido en sus labios, expresión que le restó atractivo.

- ¿Eso importa? No creo que haya sido demasiado inteligente de tu parte aceptar un vino de un desconocido y de inmediato bebértelo todo como si estuvieras en tu casa. ¿Ya te diste cuenta de la trampa? Un poco tarde, ¿no te parece?

Me puse alerta. Entonces... sí había caído en un engaño. Parece que palidecí un poco, porque la mujer me miró burlona.

- Tranquilo, que estuvimos aquí toda la noche vigilando mientras tú... bueno, no hablemos de eso más, que me enfado.

Aún no confiaba para nada en ella, la miré sin disimular mi intriga.

- Y ¿cómo es que usted sabe...?

- ¿Es que te creíste que te enviarían con aquel paquete a ti solo? Se ve que eres novato. Es muy importante que llegue a su destino, para esto no confiarían en una sola persona ¿me sigues?


Así que no estaba solo con mi encargo en el tren... al parecer, varias personas sabían que lo tenía, y al menos una deseaba hacerse con este.

- Hubieran tenido al menos la precaución de avisarme que estaría apoyado.

- No sabes cómo son estas cosas. En realidad, nunca te debiste haber enterado de que estábamos aquí. En fin... Un par de tipos se acercaron, pero no pudieron entrar en nuestra presencia, lógicamente. Anda, abre de una buena vez tu puerta.

Sin saber qué más decir, saqué la llave y la giré en la cerradura. Accioné el interruptor de la luz cercano a la puerta y miré al interior. Me quedé estático observando lo que tenía ante mí. Mis maletas habían sido registradas, su contenido se hallaba desperdigado por el piso. La mujer, detrás de mí, también parecía alterada y a punto de gritar.

- Pero, ¿cómo mierda entraron? ¡Me pasé por aquí toda la maldita noche! ¡No tiene sentido!.
Avatar de Usuario
reshpu
Matusalén
 
Mensajes: 588
Registrado: Jue, 07 Oct 2010, 00:39

Re: Relato Continuado

Notapor Sedgwick » Mar, 16 Nov 2010, 04:58

Sea como fuere, lo lograron -Mi mirada se dirigió de inmediato a la ventanilla del camarote, que permanecía cerrada, y de inmediato rebusqué en una de las maletas, sacando el arma - ¿No se ha alejado ni un momen...

Claro que no! - Su voz sonó indignada, interrumpiéndome - Y estamos en un maldito tren, no podían haber pasado por el pasillo sin que los viera! Vinieron, vieron que vigilabamos el camarote y se retiraron - Sus ojos verdes se fijaron en mí. Pasó a mi lado y se acercó a la ventanilla, agachándose junto a ella.

De todas formas no podrá ir muy lejos - miré mi reloj. Si el horario de viaje era correcto, y no había por qué desconfiar del Orient Express, aun faltaban 3 horas para llegar a Sofía. La mujer parecía no escucharme. Me agaché frente a ella - Aun no es tarde, podemos recuperarlo

Levantó su mano enguantada, mostrándomela. Tenía nieve sobre sus dedos. Nos pusimos de pie y abrimos la ventanilla. El viento helado, aullando, nos golpeó el rostro y al asomarnos la nevada casi no nos dejaba ver. El costado del tren se veía completamente blanco, pero aun asi pude ver las marcas que algun tipo de garfio había dejado sobre la madera. - QUIEN DEMONIOS ESTÁ TAN LOCO PARA HACER ALGO ASI!!!!

QUE????-

La tomé por los hombros y la hice a un lado, cerrando luego la ventana.- Decía que hay que estar loco para hacer algo así en un lugar del que no tienen... - Me miró fijamente.

El último vagón!- exclamamos a la vez, levantandonos apresuradamente. Salimos al pasillo y comenzamos a correr, empujando a quien se cruzara en nuestro camino. Los insultos no se hicieron esperar, pero era lo de menos. Cruzamos un pasillo, luego otro y otro más, hasta llegar al último, arma en mano.

No puedo explicar la desolación que me embargó cuando al abrirla nos encontramos con las vias que ibamos dejando atrás. Habían desenganchado el vagón. Bajé la escalerilla, tratando de ver un poco más lejos, más allá de la curva que acababamos de pasar. Pero la tormenta solo me permitía ver las laderas cercanas, blancas

Jones, Wilkes, denme sus- La mujer hablaba y apenas podía prestarle atención. Había fallado. Por mi culpa, podrían perderse miles de vidas. - Ey! EY! Si cree en en Dios, este es un buen momento para rezarle

No creo que eso sea suficiente esta vez- contesté, girándome hacia ella y sorprendiéndome al verla sostener un par de gruesos abrigos que apoyó imperiosa en mi pecho. Los tomé.

Pues deberá serlo - dijo, aferrándose a mi y lanzándonos del tren hacia la ladera nevada...
Imagen
Detras de cada gran hombre hay una gran mujer... Detrás de cada gran hombre negro... está la policía
Avatar de Usuario
Sedgwick
Matusalén
 
Mensajes: 330
Registrado: Mié, 29 Sep 2010, 03:18

Re: Relato Continuado

Notapor Medusa » Mar, 16 Nov 2010, 20:53

El frío era inclemente, el choque de mi cuerpo al caer dolió más de lo que imaginaba y pensé que nunca dejaría de rodar cuesta abajo. Por suerte me aseguré de no soltar los abrigos, y aturdido aun por el vino que todavía infectaba mi sangre, junto con la espectacular caída desde el tren, traté de incorporarme mientras me abrigaba. La mujer de cabello negro hacía lo propio unos metros más allá.

Apenas podía creer lo que estaba pasando. Perdí el paquete, tenía una acompañante que me creía un idiota y estaba en medio de la nada a merced de la nieve, sin saber si realmente podría recuperar aquello que debí haber protegido incluso a costa de mi vida.

- Andando, debemos recuperar el tiempo perdido! Jones y Wilkes ya saben lo que tienen que hacer, si nos damos prisa puede que no todo esté perdido - Dijo la mujer con ese tono condescendiente y déspota que ya comenzaba a hartarme.

- ¿¡Jones y Wilkes!?, ¿y a todo esto quién es usted? - exclamé visiblemente molesto, mientras al mismo tiempo intentaba abrirme paso entre la espesa nieve.

Ella me ignoró por completo durante un par de minutos. Tenía el rostro desencajado y también sufría el frío atroz de aquella nieve que nos golpeaba la cara. Sin embargo poco parecía importarle cualquier otra cosa que no fuera recuperar el paquete.

- Puedes llamarme Olga si así lo deseas, novato.

No hubo respuesta de mi parte. Continuamos caminando paralelamente a las vías del tren, hasta que a lo lejos logré distinguir el último vagón desenganchado, totalmente detenido y aparentemente vacío.

Una nueva esperanza, con suerte la tormenta aún no habría borrado las huellas de los ladrones. Nos acercamos con absoluto sigilo al lugar, mi mano buscó por instinto la pistola que siempre me acompañaba y con alegría constaté que aún la traía conmigo. "Ésta vez no fallaré", pensaba.

***
Imagen

My Vice is my Virtue...
Avatar de Usuario
Medusa
Adivino la muerte de Kadafi
 
Mensajes: 629
Registrado: Sab, 09 Oct 2010, 18:18
Ubicación: Moonglade

Re: Relato Continuado

Notapor Sir » Mié, 17 Nov 2010, 23:08

Con un gesto señalé a Olga que detuviera sus pasos y se acercara por la izquierda, que cubriera el otro lado, yo ya estaba al pie del vagón. Me concentré y escuché: ni un ruido. ¿Ya lo habrían abandonado?

Con arrojo y de una patada entré. Apunté con la pistola a la nada pues descubrí un pasillo. El vagón era grande y parecía estar dividido en habitáculos: el pasillo adornado con un cuadro de flores silvestres al que entré y al menos una puerta más. Decidido abrí otra vez y me sorprendí viendo la excentricidad de aquel lugar: la sala más bien parecía un salón, del tamaño del restaurante del tren, y contenía aparte de dos sofás y unos sillones un piano de cola Steinway y un violín sobre él. Plumas y abanicos decoraban los huecos vacíos de la pared y al fondo, en la esquina derecha, se entreabría una última puerta. Observé el violín: como consumado violinista que yo era sabía reconocer un buen instrumento y este era de los mejores, tenía tallado un nombre propio. Hércules. Probablemente fuera hecho por un miembro de la familia Stradivari o Calgliazzi, me jugaría un dedo. Nadie abandonaría el vagón y dejaría estas obras de arte aquí reflexioné.

"Clonc".

Algo metálico sonó al final del coche, en la habitación aún por explorar. Sobresaltado levanté la pistola y apunté hacia la puerta. Preparado avancé un paso, y otro...
Dirigiendo: Wild Talents, Piratas!/Aquelarre, Delta Green
Jugando: L5R, Far West, Mechwarrior, Star Wars, Cyberpunk
ReV: Reinos de Hierro, Cthulhu, Vampiro oWoD
Avatar de Usuario
Sir
Matusalén
 
Mensajes: 453
Registrado: Dom, 17 Oct 2010, 22:55
Ubicación: Oz

Re: Relato Continuado

Notapor Lucie » Vie, 19 Nov 2010, 19:35

Sentí una gota de sudor frío deslizándose por mi espalda. Sólo escuchaba mi respiración agitada y el palpitar de mi azorado corazón en la sien. De repente, percibí un nuevo ruido metálico a mi derecha, apuntando compulsivamente hacia esa dirección. Pasaron un par de segundos hasta que me sorprendió nuevamente el sonido metálico en mi espalda. Los golpes contra el vagón se iban encadenando, a mi diestra, siniestra, hacia la entrada, tras mía.

Estaba rodeado, estaba asustado, aterrado, expectante ante un golpe que pronto llegaría, aterrorizado ante un enemigo pírrico e invisible. Mi aliento formaba una curiosa cadencia que acompasaba los golpes metálicos que me rodeaban. Y en medio de aquel caos sensorial de percusiones, escuché una dulce melodía que brotaba tras mía. Era aquel magnífico violín, su sonido armónico era inconfundible. Los golpes cesaron mientras resonaban las notas irónicamente bucólicas del minueto de Bocchirini. Tomé una honda bocanada de aire antes de girarme hacia la fuente de aquella música.
Imagen
Avatar de Usuario
Lucie
Antediluviano
 
Mensajes: 736
Registrado: Jue, 07 Oct 2010, 20:27
Ubicación: El Norte

Re: Relato Continuado

Notapor reshpu » Dom, 12 Dic 2010, 21:40

Tuve que parpadear un par de veces para enfocar la mirada en lo que ahora veía. El salón estaba todo iluminado con lámparas de gas, incluso daba la impresión de que era más grande de lo que había visto antes. La decoración era otra, varias pinturas que parecían de gran calidad adornaban las paredes cubiertas de un papel tapiz de motivos florales. Los muebles también habían cambiado, ahora aparecían varios sillones de madera labrada. Los únicos objetos totalmente reconocibles eran el violín y el piano. Este último se hallaba inactivo, aunque un hombre estaba sentado frente a él, conversando con una mujer. Y el violín se hallaba en las manos de una joven, que lo tocaba con gran habilidad. Miré hacia los lados despacio, con la pistola todavía en las manos que me temblaban debido a la confusión. En total, habían 7 personas, contando a la chica del violín. Y todos estaban vestidos de una manera totalmente anacrónica. Nunca he sido hábil para relacionar formas de vestir y años, pero al menos podía situar la moda que se ostentaba ante mis ojos en los mil ochocientos, quizás alrededor de mil ochocientos ciencuenta, arriesgándome a ser más exacto. Los trajes oscuros y sobrios de los hombres que conversaban entre ellos con copas en la mano, los vestidos largos y llenos de encajes de las mujeres, cubiertas de un maquillaje blanco y de modales refinados inclusive para mirar a sus interlocutores... Las notas del minueto llenaban el ambiente dándole a todo un tono espectral e irreal. Bajé lentamente la pistola. Nadie parecía notar mi presencia, como si estuviera mirando una película. Al fin, la chica terminó con su interpretación e hizo una ligera reverencia. Era joven, con el rostro un poco relleno y labios pintados de un rosa pálido. Su cabello negro estaba recogido en un moño perfecto con un par de bucles que caían a los lados del rostro. No diría que era hermosa, pero su porte era elegante y distinguido. El hombre que se encontraba frente al pianp, un tipo de aspecto enfermizo pero vestido de manera impecable, se levantó y aplaudió. Los demás lo imitaron.

- ¡Magnífico, Susan! Siempre dije que el talento corría por las venas de su familia

La chica le regaló un sonrisa modesta.

- Gracias, lord. Pero es este instrumento el que hace que cualquier interpretación suene perfecta.

- Es un violín hermoso y de una calidad insuperable, sin lugar a dudas, pero no sería nada en manos de alguien que no posea su habiilidad. Su padre tuvo una gran idea al regalárselo por su cumpleaños.

- Gracias, lord, me siento inmerecidamente honrada y halagada.

Asistí a la escena con gesto inexpresivo y sin mover un músculo. Cualquier otra persona en mi situación habría pensado que hizo un viaje en el tiempo, o que había perdido la cordura. Pero, se podría decir que yo estaba más o menos acostumbrado a esto. El recibir las impresiones del pasado, algo que muchos consideraban una cualidad psíquica y que yo nunca supe como llamar, era un "don" que me había perseguido desde hace algunos años, desde el incidente... Respiré profundo, mientras las imágenes parecían volverse menos claras, obligándome a pensar. Intuía que el objeto del que emanaban aquellas imágenes del pasado era el propio violín, que curiosamente, no tenía el nombre grabado que yo había visto en el "mundo presente".
Avatar de Usuario
reshpu
Matusalén
 
Mensajes: 588
Registrado: Jue, 07 Oct 2010, 00:39

Re: Relato Continuado

Notapor Sir » Lun, 27 Dic 2010, 20:05

Así que tomé el violín. Decidido e intentando no confundirme con lo vivido hace meros segundos, era algo tan real como la vida misma. Un sueño del pasado hecho presente. Cabeceé volviendo en mí. El ruido a mi alrededor desapareció mientras yo, obtuso, acariciaba las letras talladas con mimo sobre las vetas de arce y abeto que formaban esta obra de arte, música en si misma sin necesidad de tocarlo. Su sencillo tacto me traía impresiones de canciones legendarias y clásicas, tocadas todas una y otra vez por diferentes artistas. "Seré yo el siguiente en tocar este violín" pensé:

- ¡Eh, tú! ¿Has terminado ya? - la voz poco melodiosa de Olga me sacó de mi ensimismamiento. Había entrado por la puerta de atrás con una pistola en sus manos, una FN 1910 para ser exactos - Aquí no hay nadie. Solo tú. ¿Qué narices estás mirando? - dijo mientras se acercaba lenta hacia mí, observando cauta el instrumento en mis manos y la habitación alrededor.

- Esto son todas las pistas que tenemos, Olga. El paquete, el tesoro, ha desaparecido. Como por arte de magia. Así como sus ladrones. Deberíamos buscar a Smichdt, el empresario alemán que lo iba a comprar. Con su oro ibamos a pagar... bueno, ya sabes qué, ¿no? Las armas. Aunque a estas alturas los serbios estarán esperandonos y solo verán llegar un tren vacío.

- Mierda. ¡Teníamos que hacer el intercambio antes de Sofía! ¡Esos anarquistas son capaces de hacer estallar la guerra por fallos como este! Y es todo tu culpa. ¿Has oído? ¡¡Tu culpa!! - una sonora bofetada en mi rostro acompañó la furia de la mujer. Era violenta. Y por su acento me atrevería a decir que de naturaleza rusa - ¡Todo por una maldita botella de vino! - dijo volviendo el revés de su mano y marcando sus anillos en mi rostro. Esta vez si que me dolió.

Tan solo era 1914. ¿De donde sacaba esta loca ideas como una guerra? ¿Anarquistas? ¿En qué demonios estaba pensando esta mujer? ¿Cuanto me habían contado? Con mirada triste, mi rabia contenida, el violín aún en mis manos, la observé:

- Tienes mucho que contarme mujer. Mucho si pretendes que siga hasta el final.

- ¡¡Oh, no, maldito bastardo!! Tú seguirás hasta el final. Lo sabías antes de entrar en este juego. ¡Y si no no haber jugado nunca!

"Maldita". Sabe mejor que yo en que estoy metido.

- Espera, tengo una idea. Dejame ver ese piano. He oído que el excéntrico dueño del vagón era un maravilloso pianista. Puede que saque algo en claro de él...

Olga gruñó, con rabia, mientras me siguió con la mirada a medida que me acercaba al Steinway. Si lo tocaba, si tan solo tenía impresiones... algo podría obtener de él... Aunque aún me quedaba por ver la habitación de atrás. Puede que Olga hubiera pasado algo por alto.
Dirigiendo: Wild Talents, Piratas!/Aquelarre, Delta Green
Jugando: L5R, Far West, Mechwarrior, Star Wars, Cyberpunk
ReV: Reinos de Hierro, Cthulhu, Vampiro oWoD
Avatar de Usuario
Sir
Matusalén
 
Mensajes: 453
Registrado: Dom, 17 Oct 2010, 22:55
Ubicación: Oz

Re: Relato Continuado

Notapor Sedgwick » Mar, 04 Ene 2011, 21:11

Me senté frente al piano y comencé a pasar los dedos sobre las teclas. Cerré los ojos sintiendo el tacto del marfil, tratando de relajarme para que las impresiones fueran más fuertes. Me concentré, tratando de adueñarme de la esencia del hombre, de sentir lo que él habia sentido.
Comenzaba a fundirme con el pianista. Había más personas detrás mío: oía el sonido de una botella descorchandose.

Debo reconocer que tenía razón en todo. Se ha ganado su paga impecablemente - dije.

Estoy segura de eso -
La voz dulce y cristalina despertaba pensamientos lujuriosos.Una mano se apoyó en mi hombro, delicada, enfundada en un guante blanco. Oí el roce del vestido cuando se inclinó y luego, la tibieza de su aliento detrás de mi oido - Ya es hora...

Me levanté y caminé hacia el escritorio. Mi guardaespaldas terminaba de maquillarse pacientemente. Acepté la copa que ella me ofrecía. Sobre el guante izquierdo se podía ver una pulsera de oro con la extraña forma de una araña, cuyas patas envolvían la muñeca y con un rubí engarzado en su abdomen. "Dios! Es preciosa!" pensé, mirando su sonrisa satisfecha, su pelo negrísimo. Aun me resultaba extraño verla con ese raro monóculo de multiples cristales sobre el ojo derecho. Mi guardaespaldas se puso de pie. El parecido con el cuerpo de la otra habitación era asombroso.
Extendí la pequeña bolsa de terciopelo con diamantes.

Ha sido un placer trabajar con usted - dijo ella.

Aun no hemos terminado-

Oh... - Me dió un suave beso en los labios. Me sentí estremecer. Se separó lentamente de mí - Sí, sí terminamos
- Luego, el disparo, el dolor que me desgarraba por dentro. Alguien me aferraba la ropa y me arrastraba hacia la otra habitación del vagon. Mi guardaespaldas se volvió hacia la mujer.

Aun vive -

Sentí el sonido de sus pasos y luego la bota de ella sobre mi pecho. Traté de hablar, de ofrecerle más... más... - Lo siento querido.. debo volver al tren - El arma apuntó a mi cabeza. El estampido. La oscuridad...



Abrí los ojos, empapado, tosiendo. Estaba en el piso. Tenía un clavel sobre el rostro y varias flores a mi lado. Apenas me recuperé de la sorpresa, miré a Olga, que sostenía un florero vacío entre sus manos. ¿No podía haber pensado en algo mejor para volverme a la conciencia?

Wilkes está muerto-

Que???- Me miró sorprendida y le señalé la habitacion del fondo. Fuimos los dos hacia ella. En el piso se encontraban los cadáveres del verdadero Wilkes y del millonario.

Por un momento no pude entender lo que había sentido desde que entré aquí. Ahora logro hacerme un panorama. Sospecho que los antiguos dueños del "objeto"...- señalé un par de cuadros donde aparecían varios nobles, entre ellos, la hábil violinista - ...o sus descendientes más bien, querían recuperarlo. Atrajeron a Wilkes (pude sentirlo entrar) y lo mataron, reemplazandolo por su propio agente. Seguramente robaron el artefacto cuando el falso Wilkes estaba de guardia. El plan original era separar el vagón y huir con el objeto, pero la mujer que contrataron los traicionó, y apostaría que va camino a venderlo al mejor postor. Al alemán poco le importará que se lo venda ella o nosotros.

дерьмо! Debemos volver al tren
- Olga salió furiosa del vagón, saltando sobre los durmientes – La nevada puede retrasarlo unas horas. Deberán despejar las vias. Pero no llegaremos a tiempo. No caminando

La malhumorada rusa comenzó a mirar por los alrededores.
Imagen
Detras de cada gran hombre hay una gran mujer... Detrás de cada gran hombre negro... está la policía
Avatar de Usuario
Sedgwick
Matusalén
 
Mensajes: 330
Registrado: Mié, 29 Sep 2010, 03:18


Volver a Arte y Literatura

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado

cron
comunidad uruguaya de rol